Una vida y un tiempo, no sufras en vano. La Adversidad. Marcelo Zamora, Escritos
ContemplarContemplar. Al contemplar recuperamos nuestra esencia perdida y volvemos a lo que somos, porque somos naturaleza...
La bellezaLa belleza. Serie temática sobre diferentes manifestaciones de la belleza
La vida se abre pasoLa vida se abre paso. Serie Temática. A pesar de todo lo que hacemos, la vida sigue avanzando...
EscritosEscritos. Escritos cortos de Marcelo Zamora
Una vida y un tiempo, no sufras en vano en PDF

Series Temáticas » La Adversidad » Una vida y un tiempo, no sufras en vano

Una vida y un tiempo, no sufras en vano

Alguna vez quise ayudar a alguien que sufría por indiferencia y me ayudé tratando de ayudarle porque aprendí a vivir de una manera diferente

Publicado: jueves, 18 de agosto de 2016

Una vida y un tiempo, no sufras en vano. Alguna vez quise ayudar a alguien que sufría por indiferencia y me ayudé tratando de ayudarle porque aprendí a vivir de una manera diferente

No te mira, mirá para otro lado, seguro hay muchos ojos que si te miran y no lo habías notado...

No se interesa por tu vida, interesate por compartirla con otras personas, seguro hay muchas con quienes podrás hacerlo y será fantástico... tanto que al tiempo ni te acordarás ni de esta persona ni de lo que había negado y todo pasará a formar una anécdota en el libro de tus pasos.

No te habla o solo lo hace si vos le hablas o necesita algo, hablale y abrite a esas personas que si están deseosas de escucharte y de hablarte, y que son capaces de llevarte en sus pensamientos aunque sea una sola vez en el día...

No te presta nada de su tiempo, dedicale el tuyo a esas personas que ansían tu presencia y que reciben con satisfacción lo que podés brindar y que son capaces de brindarte algo de sí mismas...

Haces de todo porque pensás que esa persona es única... todos y cada uno de nosotros somos únicos, sólo necesitamos encontrarnos para darnos cuenta de lo único que es cada cuál... Toda persona en la que centres tu atención también será única e irrepetible y si esa persona te presta su atención también hallará en vos a alguien especial.

LAS ASIMETRÍAS EN LAS RELACIONES SON TÓXICAS SIEMPRE

Y no hay que engañarse pensando que hay buenos y malos en esto. Sólo sendas paralelas... Sólo intereses, deseos o tiempos desencontrados o sabrá cada cuál que tiene en su costado.

Dejá atrás a quien solo tiene para vos indiferencia o mezquindad o peor aún a quien te exige todo sin dar casi nada...

No son buenas amistades y mucho menos buenos amores aquellos donde una de las partes busca a la otra y la otra se limita a dar respuesta, y mucho menos cuando una busca a la otra solo cuando la necesita... o una de las partes se acostumbra a recibir y no le nace dar nada.

Nunca permitas que te gane el rencor, o el desamor. Aferrate al amor siempre. Es la única respuesta a todas las preguntas que existen o vengan… Sólo enfoca tu amor en los lugares correctos, volcándote a quienes son capaces de amar y tu gozo será inmenso…

No pierdas tu tiempo... es demasiado valioso para perderlo renegando donde no hay contento... donde no te ansían, ni siquiera te esperan, donde da lo mismo que seas vos o cualquier otra persona la que esté ocupando ese lugar en ese momento...

Tal vez te suene duro ahora esto… pero tu vida sólo tiene un tiempo, y es este… y el tiempo corre rápido como un río de montaña hasta que se agota el agua…

Un tiempo, una vida, un alma…

Los cerezos necesitan pasar y dejar atrás el duro invierno para maravillarnos con sus sakuras.

De la misma manera que ellos...

Ganá tu tiempo... entregándolo a personas sensibles y sinceras, capaces de compartir, de dar y de recibir con el alma, hasta incluso muchas veces capaces de emocionarse con tu sola presencia... Capaces de comprender que las cosas no valen nada, que lo que vale es el tiempo, el amor, y lo que cada uno entrega.

Marcelo Zamora, 18 de agosto de 2016

« Forzar lo que naturalmente no se da, no va hacia ninguna parte | El tiempo de la cosa »

Espacio patrocinado. ¿Cómo anunciar aquí?